Prueba




LOGO HOME



Menu

Servicios al ciudadano

 
Bogotá, Julio 10 de 2107. La USPEC desarrolló un nuevo proceso de contratación para el servicio ininterrumpido de vigilancia electrónica a través de la Bolsa Mercantil de Colombia (BMC), en donde la rueda negocios cerró a favor de la Unión Temporal Sistemas Electrónicos de Seguridad - UTSES compuesta por dos empresas nacionales: Meltec y Grupo Unión y una Internacional: Buddi de origen inglés. A este proceso desarrollado en la BMC que es de participación pública y que se adelantó en febrero de este año, se presentaron alrededor de ocho empresas de las cuales quedaron habilitadas cuatro, todas con participación de empresas internacionales.

Así, en el marco del servicio ininterrumpido de vigilancia electrónica, se cuenta con un contratista nuevo: UTSES y un contratista saliente Energía Integral Andina – EIA. LA USPEC y UTSES han venido adelantando la implementación de un centro de monitoreo alterno y un Datacenter virtual, así como la definición de una fase de transición entre el contratista saliente y entrante, y la proyección de un plan de contingencia cuando el contratista saliente ya no esté operando definitivamente.

Mucho antes de lo planeado en el cronograma, UTSES empezó a instalar dispositivos nuevos de monitoreo: Brazaletes, en personas privadas de la libertad apoyados en el centro de monitoreo alterno y Datacenter Virtual que se entregó operativamente funcionando el día 14 junio de 2017 al INPEC-CERVI. Con todos los desafíos ya superados la plataforma tecnológica de UTSES está operando y prestando el servicio de vigilancia electrónica satisfactoriamente.

Por otro lado, a pesar de que el contrato con EIA terminó el 31 de mayo de este año, se definió una “fase de transición” que consiste en que, el servicio de vigilancia electrónica se mantiene por parte de EIA y, con el operador entrante se adelantarán conjuntamente las visitas a las personas privadas de la libertad con el beneficio del monitoreo electrónico; se desinstalarán equipos que pertenecen a EIA e instalarán equipos que pertenecen a UTSES al mismo tiempo. Esto permitirá instalar mucho más rápido los equipos nuevos de UTSES y adelantar la fase de transición entre los contratistas.

En este enfoque, se están abordando primero las regiones donde hay más presos domiciliarios que tienen el beneficio de monitoreo electrónico, y, que comprende las ciudades de Bogotá, Medellín, Cali y el eje Cafetero con el objetivo de hacer esto mismo a nivel nacional.

Por último se quiere resaltar que la plataforma tecnológica del nuevo contratista, UTSES, para el servicio ininterrumpido de vigilancia electrónica es nueva, avanzada, con nuevos servicios y está operando y funcionando con el Centro de Monitoreo Alterno y el Datacenter Virtual, garantizando el proceso de transición, las instalaciones de equipos nuevos y, el monitoreo permanente operado por el INPEC. Las instalaciones del Datacenter y Centro de Monitoreo Definitivos están proyectados para la entrega finalizando el mes de julio y todo el sistema con pruebas y verificaciones se entrega a finales de agosto.

También es importante aclarar que el servicio de vigilancia electrónica es un sistema complejo, no solo consiste en instalar a una persona un brazalete electrónico especial sino también debe existir una logística nacional y una plataforma tecnología especializada: Centro de monitoreo, sistemas de cómputo y data center que, concentra toda la información que viene de los brazaletes que se les instala a las personas que cuentan con este beneficio; ellas pueden estar ubicadas en cualquier parte del país y se puede conocer con este servicio sus ubicaciones, las trayectorias, alarmas de todo tipo tales como: retiro del brazalete por parte del beneficiario, rotura, daño, ausencia de carga, desplazamientos a zonas no autorizadas, entre otros.

Toda la información que puede generar el conjunto de brazaletes, se almacena en el Datacenter, se procesa y se pone a disposición del INPEC a través de un centro de monitoreo y sistemas informáticos adecuados. Los brazaletes tienen ubicación satelital y se comunican con el centro de monitoreo a través del sistema de comunicación de los operadores de red celular nacionales y estos dispositivos se instalan sobre las personas a través de una logística desplegada a nivel nacional con la coordinación del INPEC por medio del uso de camionetas y técnicos especializados de parte del contratista.

Es importante anotar que la Población Privada de la libertad con detención domiciliaria en el país es un poco más de 56.000 y solo un poco menos de 4.000, que corresponde al 7,14%, tienen el beneficio de monitoreo mediante el mecanismo de vigilancia electrónica, la comparación de cantidades entre los presos domiciliarios y los que tienen ese beneficio muestra que estos últimos son muy pocos.

La USPEC en cumplimiento del mandato legal, aplica el principio de selección objetiva y se apoya en la pluralidad de oferentes para adelantar los procesos licitatorios y de contratación, con participación no solo de empresas nacionales sino internacionales, con el amparo del principio de transparencia. Gracias al mecanismo de la BMC y producto del resultado de este proceso, se hicieron ahorros de más del 50 %, logrando finalmente contratar una plataforma moderna de vigilancia electrónica.

La Unidad de Servicios Penitenciarios y Carcelarios -USPEC, tiene como objetivo gestionar y operar el suministro de bienes, la prestación de los servicios, la infraestructura y brindar el apoyo logístico y administrativo requeridos para el adecuado funcionamiento de los servicios penitenciarios y carcelarios a cargo del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario -INPEC. La USPEC es una unidad administrativa especializada, de orden nacional, adscrita al Ministerio de Justicia y del Derecho.